"> Conocí a esta mujer y con un poco de labia me terminó chupando la verga

Conocí a esta mujer y con un poco de labia me terminó chupando la verga

Descripción

Las filas del banco siempre son un eterno sufrimiento a menos que en ella conozcas a una sensual morrita. Conocí a esta lindura en una interminable fila un lunes por la mañana, estuvimos platicando todo el rato y la neta que es de lo más agradable. Luego del banco seguimos juntos por algo bueno de comer y sin darnos cuenta ya se había transformado en una cita. Como vive camino a mi casa pues la acompañé hasta la suya y al momento de despedirla me dijo que le agradé mucho, me besó y me ofreció a subir. Se me encendió la verga y obedecí como un soldado, tremenda mamada de verga me pedo, para luego voltearse y ensartarse mi verga.