Mi prima es una viciosa y arde en deseo por mi verga

Descripción

Desde que éramos unos niños solía pasar mucho rato con mi prima jugando. Recuerdo que cuando íbamos creciendo pude notar que sus pechos crecían poco a poco así que cuando le pregunté ella me los mostró sin ninguna pena. Yo traté de reaccionar como si eso no hubiera sido nada, pero la verdad era que ya había dejado de ver a mi prima como mi hermana, sino que más bien la veía como una mujer a la que quería poseer. Conforme el tiempo pasando ella igual se dio cuenta que yo empecé a cambiar, pero ya no tuvimos ningún contacto como antes. O al menos eso fue hasta hace una semana, que el día de su cumple la muy zorra me envió este video.