Pelada chumada se transforma en la más puta de Guayaquil

Descripción

No me gusta cuando las guambras están borrachas y por lo general no me las tiro ni por aprovecharme ni nada, tengo amigos que sí pero cada quien con su consciencia, sin embargo esta minita era una visitante asiática que estaba aquí por un intercambio estudiantil y también para disfrutar de las noches desenfrenadas de la ciudad, ella estaba consciente pero ya algo pasada de copas, pero eso mismo sacó lo puta que llevaba adentro y me comí esa rica cuca, primero frotándola para lubricarla y luego la puse en cuatro para someterla a una buena empujada de verga como dios manda.